Connect with us

Series

Crítica de Paper Girls: una emocionante aventura de ciencia-ficción

Una odisea entretenida de principio a fin

Publicado hace

en

paper-girls-serie-amazon-prime-video-critica
4/5

Viajes en el tiempo, drama adolescente y nostalgia se unen en esta producción de 8 episodios que llega a la plataforma de Amazon Prime Video el 29 de julio. Paper Girls puede convertirse en el nuevo éxito del verano.

Tráiler y sinopsis de Paper Girls

TRÁILER DE PAPER GIRLS | PRIME VIDEO

Adaptada de la serie de comics del mismo nombre escrita por Brian K. Vaughan, Paper Girls cuenta la historia de Erin (Riley Lai Nelet), KJ (Fina Strazza), Mac (Sofia Rosinsky) y Tiffany (Camryn Jones), cuatro chicas adolescentes que trabajan como repartidoras de periódico y se ven envueltas en una guerra entre viajeros del tiempo la noche de Halloween de 1988, lo que da lugar a un inesperado viaje en el tiempo que cambiará sus vidas para siempre.

Crítica de Paper Girls

Una odisea entretenida de principio a fin, esta serie de Amazon presenta valores de producción de alta factura y un cuarteto protagónico muy bien elegido que destila carisma por los cuatro costados.

Una premisa fascinante

Los viajes en el tiempo siempre atraen un gran interés entre los espectadores, ya que poseen un gran potencial para ser retratados en cine y televisión a través de distintos ángulos y generalmente se convierten en caldo de cultivo para historias interesantes, en cualquier tipo de género, encontrando en la ciencia-ficción un factor común.

En el caso que nos ocupa, se ha logrado un balance idóneo entre el elemento fantástico y los dramas personales de las protagonistas, con una exploración acertada de temas como los lazos familiares, los sueños, las expectativas y el auto-descubrimiento, todo en función de su entramado principal. Lejos de caer en lugares comunes, la historia explora la mecánica de los viajes en el tiempo de una manera ingeniosa, donde los postulados científicos y la fantasía se dan de la mano para construir un recorrido vibrante en busca de un sentido existencialista.

El desarrollo de las diferentes tramas en torno a cada una de nuestras heroínas está hilado con destreza, gracias a un guion inteligente que a través del estudio de personajes, permite que el espectador logre crear una conexión con las chicas. Sus perfiles bien delineados y personalidades distintivas les aportan matices y las convierten en personajes redondos.

Un reparto prolijo

Otra de las grandes virtudes de Paper Girls reside en el casting. La elección de Riley Lai Nelet, Fina Strazza, Sofia Rosinsky y Camryn Jones para los personajes protagónicos es un plus. A través de sus actuaciones, se puede apreciar el mundo interno de sus personajes y las motivaciones que poseen para regresar a su línea temporal. Destacan Rosinsky y Jones especialmente en los personajes de Mac y Tiffany. La primera, haciendo gala de un desparpajo que caracteriza a su perfil de “chica rebelde con un corazón de oro” y la segunda con mucha naturalidad y arrojo a la hora de personificar el lado más tajante de su personaje.

La química entre las jóvenes es fluida y la amistad resultante se siente realista. Juntas componen un equipo memorable. En el caso de sus versiones adultas en las diferentes líneas temporales, destaca la aportación de Ali Wong como Erin, vulnerable y decidida al mismo tiempo. Además sus interacciones con Lai Nelet están cargadas de sentimiento y profundidad.

El actor Nate Corddry entrega una interpretación solvente como el viajero del tiempo Larry y la actriz Adina Porter(American Horror Story) es intimidante en su rol antagónico.

Apartado técnico deslumbrante

Paper Girls ofrece una factura visual poderosa. El diseño de producción recrea con un gran nivel de atención al detalle el pueblo de Stony Stream en las diferentes líneas temporales, desde el aspecto retro de 1989, los ambientes coloristas de 1998 y la modernidad e interiores minimalistas de 2019. Además, las distintas creaciones futuristas como los robots gigantes y la nave de los villanos presentan diseños impresionantes con un gran número de influencias en el cine de ciencia-ficción, como El Gigante de Hierro (1999) y Transformers (2007).

La fotografía recrea la paleta de colores de los comics a la perfección, con los característicos cielos color púrpura a causa de los portales temporales y los títulos coloristas al inicio de cada capítulo. Además varía según las épocas representadas, destacando los colores neón de 1998 en contraste a las tonalidades grises de 2019.

Los efectos especiales muestran un nivel alto y las confrontaciones en las máquinas tienen un acabado espectacular, aunque los que esperen encontrar numerosas secuencias de acción a lo largo de la temporada van a sentirse algo decepcionados, ya que son limitadas y el foco está puesto en las relaciones personales de los personajes. Sin embargo, las secuencias que hay son emocionantes y cumplen su función.

La música es otro elemento destacable, ya que el soundtrack de Paper Girls cuenta con algunos éxitos de antaño que activarán la memoria de los espectadores más nostálgicos.

Algunas sombras de Paper Girls

El tono que maneja la serie puede suponer un aspecto desconcertante, ya que en ocasiones pasa de ser un drama de gran intensidad a un coming of age aleccionador y posteriormente entrega algunas dosis de humor sin encontrar un balance certero. Sumado a ello, la serie posee un final anticlimático, de cara a una posible segunda temporada, pero el cliffhanger resulta algo frustrante.

En conclusión…

Paper Girls es una aventura inmersiva, que a través de un casting sólido y una ambientación atmosférica, cuenta con todos los elementos para ser una de las producciones más recordadas del año.

Soy venezolano, tengo 24 años. Licenciado en Comunicación Social, mención Guionismo y Producción Audiovisual. Aficionado del cine y la literatura.

Tendencias