Connect with us

Críticas de cine

Undergods: una antología de horror distópico

Un estudio inquietante de la condición humana.

Publicado hace

en

undergods-pelicula-critica
2.5/5

Terror surrealista, drama existencialista y crítica social son los elementos que componen esta cinta, el debut en la dirección del español Chino Moya. Undergods llega a la plataforma de Filmin el 1 de julio.

Tráiler y sinopsis de Undergods

TRÁILER DE uNDERGODS/GRAVITAS VENTURES

Una antología de tres historias de tono surrealista ambientadas en una sociedad distópica, donde reina el declive moral y físico. A la vez, se configura como un estudio inquietante de la condición humana.

Crítica de Undergods

Bizarra y críptica, Undergods es una experiencia indescifrable, llena de pequeños detalles que, en conjunción con un formato narrativo compacto de tres fábulas oscuras de una moral turbia, se configura como una producción distintiva y que cuenta con múltiples niveles de lectura, pero también con una serie de irregularidades en tono y contenido.

Mucho estilo y despliegue visual fascinante

Lo primero que llama la atención de Undergods es su poderoso apartado técnico. El diseño de producción de Markéta Korinkova y Jo Sutherland nos traslada a una Europa escalofriante, con paisajes desolados, ciudades industriales con imponentes fábricas, complejos de apartamentos en mal estado y calles tenebrosas, donde encontramos influencias de grandes clásicos de la ciencia-ficción, como Blade Runner (1982) y Soylent Green (1973). La fotografía de David Raedeker contribuye a crear un ambiente siniestro y carente de emoción, donde predominan los tonos azules y grises como un reflejo de la suciedad moral y corrupción que caracteriza a esta sociedad. El uso de planos largos y planos generales le confiere intensidad a momentos clave de las tres historias y propone un juego estilístico intrigante.

La música de Wojciech Golczewski es un deleite sonoro y está formada por composiciones etéreas de estilo futurista, con ecos a Vangelis y su inolvidable creación para Blade Runner.

Propuesta creativa, pero irregular

El guion de Undergods presenta sus grandes bazas, pero también sus fallos más evidentes. La intención de crear un ambiente futurista con relatos grotescos de corrupción, relaciones tóxicas y familias disfuncionales que establezcan paralelismos con la sociedad actual es fascinante y a lo largo de la cinta hay momentos brillantes, como una secuencia aterradora ambientada en una fábrica que se asemeja a un campo de concentración y una fiesta de cumpleaños psicodélica donde un ejecutivo desafía las normas de su jefe; pero, en general, no hay un buen balance entre las historias.

La primera historia contiene un planteamiento interesante, con tintes kafkianos y un personaje central complejo, pero su final es abrupto e introduce un giro con reminiscencias a El Club de la Pelea(1999) que no le sienta nada bien.

La segunda historia es la más sólida del conjunto. Se trata de un relato de traición y las consecuencias de la codicia, con ecos a las tragedias shakesperianas, que mantiene un nivel alto de intriga desde el comienzo hasta su impactante final.

La tercera y última historia tiene un arranque potente, pero va perdiendo fuelle durante su desarrollo y nada más logra recobrar el interés en su tramo final. La exploración de temas como las familias resquebrajadas y la alienación no se exploran de manera satisfactoria y no hay un buen desarrollo de personajes, por lo que es difícil comprender algunas de las decisiones que toman en determinados puntos del metraje.

El nexo

El nexo que une a las historias ofrece diferentes niveles de interpretación pero la falta de enfoque y los numerosos tramos en los que se pierde el significado de lo que se está contando hacen que la resolución final y su mensaje sobre la pérdida de las conexiones humanas no llegue a buen puerto.

La presencia de un elenco internacional, que incluye a la actriz Kate Dickie (Game of Thrones, La Bruja) y el actor Géza Röhrig (El hijo de Saúl) entre sus caras más conocidas es refrescante, pero Röhrig y el actor irlandés Ned Dennehy son los únicos que destacan, ya que logran entregar personajes tan enigmáticos como repelentes y ofrecen actuaciones sólidas, mientras que los otros están atrapados en caracterizaciones incompletas y poco acertadas.

En conclusión…

Undergods es una colección de fábulas distópicas con planteamientos fascinantes y una clase magistral en diseño de producción, pero la falta de cohesión entre las historias y su tono irregular le resta solidez a lo que pudo ser una obra maestra contemporánea de la ciencia-ficción.

Soy venezolano, tengo 24 años. Licenciado en Comunicación Social, mención Guionismo y Producción Audiovisual. Aficionado del cine y la literatura.

Tendencias